fbpx

No todo son flores cuando se trata de la relación papá e hijo perruno, ¿verdad? A nosotros nos encantan un montón de cosas que hacen nuestros peludos como caritas lindas, trucos y el amor que nos dan.

Pero hay conductas que nos molestan mucho.  Primero hay que entender que existen comportamientos en nuestros perros los cuales se desarrollan desde la conducta natural e instintiva que se van reforzando a medida que el perro aprende que le funcionan. 

Según Oscar Guevara, especialista en etología de @psicologiaveterinaria, estos son los 3 comportamientos caninos que más molestan a los dueños. Lee para saber cómo evitarlos.

  1. Hala mucho la correa

Los perritos que halan la correa y tiran han aprendido que en este estado emocional de excitación a la hora de salir a dar el paseo les ayuda a llegar más rápido a su destino. El parque generalmente se convierte en un lugar donde puede correr o compartir con otros de su especie lo que lo motiva mucho en la salida. 

Debemos enseñarle y mostrarle a nuestra mascota que estar emocionado o excitado no hará llegar más rápido, tampoco si hala la correa logra una forma útil de llegar. 

Por medio del adiestramiento le enseñamos a modular su emoción a la hora de la salida calmándolo y premiándolo cuando está tranquilo. De igual manera, el uso de la correa apropiada (no se debe usar collar de ahogo)  para el entrenamiento de caminar despacio facilita tomar un control y pasear de forma adecuada lo llevará mucho más rápido a donde quiere llegar. 

  1. No hace caso cuando está suelto. 

Muchos se quejan que al momento de llegar al parque el perro se desentiende de su propietario, algunos no acuden al llamado al instante o evitan ser recapturados. 

Esto pasa por la falta de premiación a la hora de llamarlo, si acostumbramos a que lo soltamos y cuando va siendo hora de volver al hogar el perro comenzará a notar que ese llamado significa que se termina el paseo y muchos huyen un buen rato para evitar el final del paseo. 

Por esto el soltarlo y acercarse a él sin cogerlo y premiarlo evitará la asociación del que llamado significa terminar a diversión. Pasearlo de nuevo con la correa, varias veces  antes de soltarlo mejorará la relación con la mascota al finalizar el paseo.  

  1. Ladra mucho 

El ladrido de un perro es una forma de comunicación, la cual usan para poder expresar diferentes emociones, algunas veces puede ser un incómodo para el momento o contexto. 

Lo primero que debemos hacer, al igual que en las anteriores conductas, es encontrar la posible motivación o desencadenante de la respuesta. Puede estar asociada al miedo, a estados ansiosos, agresividades, comportamientos repetitivos, etc. 

Por esto es importante solicitar ayuda con el etólogo y poder resolver el tema. Los ladridos también se pueden llegar a controlar enseñándole a nuestros perros a modular su respuesta ante los contextos que se presenten. Premiándolos o consintiéndolos cuando están calmados y afrontándolos poco a poco a situaciones que les hace difícil gestionar. 

Ten en cuenta que castigos inadecuados no aportan aprendizaje y muchas veces empeoran los problemas. 

Lee también:  Perros destructivos y cómo manejarlos

¿Cómo recompensar tu perro de manera sana?

Usa los snacks de Ancestor´s para reforzar el buen comportamiento de tu perro.


Categorías: Blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat